JUDIAS AL ESTILO FABADA ASTURIANA

 

Estas judías blancas y grandes se han guisado al estilo fabada asturiana. En un caldo de pollo se han cocido en crudo las judías junto con el chorizo, morcilla, panceta, cebolla y azafrán. La cocción se ha hecho a fuego lento durante dos horas y media.






 

INGREDIENTES

 (Para 4 personas)

    300 gramos de judías grandes

    1 cabeza de ajos

    1 cebolla grande

    1 morcilla

    1 chorizo

    75 gramos de panceta

    1 litro de caldo de pollo

    Unas hebras de azafrán machacadas

    1 cucharadita de café de pimentón dulce

    sal y pimienta blanca al gusto

    aceite de oliva virgen

 





MODO DE ELABORACIÓN.

Esta receta es del cocinero José Andrés, extraída de su libro “Los fogones de José Andrés” de la editorial Planeta. Es un libro con un montón de recetas de la cocina española fáciles y ricas.

 

Primero. PON EN REMOJO LAS LEGUMBRES.

La víspera debes poner en remojo las judías. Al menos deben estar unas 12 horas. En un bol grande pon bastante agua, la suficiente para cubrir las judías. Verás al día siguiente como han crecido en volumen. Elimina el agua y lava bien las judías para que eliminen los azúcares que han soltado durante el remojo, escurre y reserva.

 


Nota: Aunque la receta pone que debe hacerse con fabes (judías blancas grandes asturianas) yo he hecho la receta con unas judías grandes o judiones, pero no son las auténticas fabes.

 

Segundo. GUISA LAS JUDIAS JUNTO CON LOS INGREDIENTES.

 Pon una olla  ( grande y alta) al fuego con el caldo de pollo ( en frio) , añade  las judías.  Luego pon el chorizo, la morcilla y la panceta (enteros) .

 


Pela la cebolla y elimina la envoltura exterior de la cabeza de ajos. Con un cuchillo raspa la parte inferior del ajo. Añade ambos al guiso.

 


 

Una vez arranque el hervor las espumaremos , es decir, con una espumadera iremos eliminando las espumas e impurezas  que se vayan formando.  Por último, pondremos la cucharadita de pimentón dulce (no picante) y el azafrán machacado y disuelto en una cucharadita de agua. Incorpora 3 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen.


 

La cocción de las judías debes hacerla a fuego lento, suelen tardar unas dos o tres horas. Además cada 1/2 hora se les debe añadir un vaso de agua fría para cortar un poco la cocción. 

Es importante que durante la cocción las judías siempre estén cubiertas de caldo. 

En la última media hora añade la sal.

 

Nota: También se puede hacer en una olla exprés , entonces el tiempo será muy inferior, entre 30 o 45 minutos.

 

Tercero. UNA VEZ FINALIZADO EL GUISO.

 Pasado el tiempo que te indico y cuando las judías estén ya cocidas (lo mejor es probar una y así se sale de dudas) retira y elimina la cebolla y la cabeza de ajos.  Saca la panceta, chorizo y morcilla. Corta en trocitos y reserva.



Si ves que te ha quedado el caldo poco espeso, José Andrés nos da un excelente truco. Coge unas cuantas judías con un poco de caldo y pásalas por el túrmix, añádelo al guiso.

 


Este tipo de guisos es bueno dejarlos reposar una hora o más antes de degustar.

 

Cuarto. SIRVE EL PLATO.

 Este plato puedes servirlo en unos platos hondos y decorar con los trozos de morcilla, panceta y chorizo. Debe servirse bien caliente y si lo prefieres pon un chorrito de aceite de oliva por encima.



¡¡¡Buen provecho!!!


Comentarios

  1. Ahí es ná!!
    Platazo para disfrutar si gusta el cuchareo y a mí me encanta.
    Las fotos te han quedado muy claras y bonitas.

    Besos ♥♥♥

    ResponderEliminar
  2. Ay estos platos de cuchara ❤️❤️❤️

    ResponderEliminar
  3. Ese estilo nos gusta a nosotros mucho, también he subido hoy un guiso parecido, solo que no se puede abusar, lo preparo de vez en cuando y todo lo ligero que puedo, pero como está rico es con todos sus avíos. También tengo la costumbre, adquirida de otro cocinero, de pasar algunas alubias o garbanzos con alguna verdura incluso, para engordar el caldo, sin freír pan y ajos como hacía antes. Es más sano y algo quitamos de peso.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Un plato de mi tierra para disfrutarlo en todo su esplendor.
    Te quedaron de cine amiga.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Acabo de comer, pero me ha vuelto a entrar hambre al ver esta rica fabada.
    No hay nada como un buen plato de cuchara, que rico!!
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Mj cómo gustan en casa estas judías o judiones, con su compango, que es como están ricas de verdad. Precisamente hoy me hacían un comentario un tanto extraño, en mi receta publicada en 2017, pero curioso en lo que se fija la gente, de todos modos ahí está, también me las ha vuelto a recordar, que ya ni recordaba haberlas compartido, y ahora llegas tú y publicas un platazo de los que quitan el hipo, ¡Ayomá! Eso tiene que significar algo, Jajajaja…
    Besos

    ResponderEliminar
  7. me encanta la fabada, y tu guiso no va a ser menos, me pondría moraita jajaja, me encanta el cuchareo
    Besos!

    ResponderEliminar
  8. Hola, estos palto de cuchara, cuchareo del bueno, deberían estar más presentes en nuestras mesas, yo creo que todo el mundo disfruta de estas recetas. A mí siempre me da la sensación que con ellos damos lo mejor a nuestra familia. Muy rico y muy bien elaborado, todo un lujo. MIl besos

    ResponderEliminar
  9. ¡¡Hola Mj!! Qué guiso tan rico que nos has preparado y qué apetecible. He hecho alguna vez que otra fabada asturiana y sí que es parecida a esta receta. En mi caso, también tengo problemas de encontrar judías apropiadas para hacerlo y las alternativas que tengo, tampoco me gustan mucho y dejé de hacer la fabada. El truquillo de triturar algunas judías para espesar el plato también lo pongo en práctica. No será una fabada auténtica, pero el estilo de este guiso me gusta un montón. A mi marido le pondría de lo más contento tener mañana un plato así de rico, y más que van a bajar las temperaturas un montón esta semana, un plato de estos bien reposadito sería ideal. Besitos.

    ResponderEliminar
  10. Hola MJ. En casa no hay costumbre, pero es ver tus fotos y apetecerme probarlas. Un lujo. Con tanto tiempo de cocción y la calidad de los ingredientes, estarán buenísimas. Besos.

    ResponderEliminar
  11. No hay nada como comer de cuchara, un beset

    ResponderEliminar
  12. Que buen plato de judias, riquisimo!
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Hola Mª José. Estos platos de cuchara son ideales para esta temporada y también para cualquier otra jj. Las legumbres sientan bien en cualquier momento.
    Este plato está de vicio. No hay más que ver las fotos para saber que al probarlo uno se va a encontrar como si estuviera en el séptimo cielo. En estos momentos no es hora de comer pero la boca se me ha hecho agua al ver estas judías. De fábula.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Hola Mª José, menudo plato que te has marcado, se ve de categoría. Tiene una pinta brutal. Poco a poco estoy visitando todas las recetas que me he ido perdiendo. Y me estoy poniendo al día. Te mando un abrazo. Hasta pronto.

    ResponderEliminar
  15. No tengo costumbre de hacer judías en casa, pero reconozco que me ha gustado mucho la pinta de tu guiso. La verdad es que entra por los ojos, y seguro que para estos días de frío que aún deben quedar, entrarán de maravilla!
    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  16. Un plato bien rico y lleno servicios aromas. Me encantan los budines. Besos

    ResponderEliminar
  17. like your post. thanks for sharing :)

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Me encanta recibir tu comentario. Gracias . Saludos.

RECETAS MÁS VISTAS EN LA ULTIMA SEMANA

RECETAS MAS POPULARES