"PA DE PESSIC DE VIC" O BIZCOCHO TÍPICO CATALÁN.

El "pa de pessic de Vic" es un tipo de bizcocho muy suave, ligero y tierno. Suele estar hecho con huevos, fécula de patata y azúcar en polvo. Haciendo honor a su nombre se come pellizcando trozo a trozo hasta acabarlo.




En versión magdalena.....



Otra alternativa: añade 25 gramos de harina normal para darle más estructura.



INGREDIENTES

  • 4 huevos

  • 125 gramos de azúcar en polvo

  • 75 gramos de fécula de patata

  • 1 limón

  • medio sobre de levadura química, tipo Royal

  • un puñado de harina y una nuez de mantequilla para engrasar el molde




UTENSILIOS

  • un molde desmontable de 18 cm de diámetro.
  • varillas eléctricas



MODO DE ELABORACIÓN

Esta receta está sacada de un libro de Josep Lladonosa Giró sobre la cocina catalana de ayer y de hoy. Hacia tiempo que quería hacer el "Pa de Pessic de Vic" , lo he comido muchísimas veces , elaborado por una pastelería que hay en la plaza central de Vic y me había quedado con las ganas de hacerlo yo misma. Es suave, ligero y muy esponjoso. El nombre de "pa de pessic" (pan de pellizco) hace referencia a la forma en como se comía , es tan suave que se come pellizcándolo.

Lo llamativo de este bizcocho es que está hecho con harina de patata (fécula). Es una harina muy suave como la de maíz. A veces es difícil encontrarla, puedes comprarla en el supermercado del Corte Inglés o en tiendas de productos de dietética y nutrición. Al no llevar harina es un bizcocho sin gluten.


Primero. MONTA LAS YEMAS .Separa las claras de las yemas. En el bol con las yemas pon la mitad del azúcar glas tamizado y bate ayudándote de unos varillas eléctricas. Ralla la piel del limón e incorpora. Tamiza la fécula de patata y añade , remueve con movimientos envolventes. reserva.


Segundo. BATE LAS CLARAS . Bate las claras en otro bol con las varillas eléctricas, hasta conseguir el punto de nieve. Para saber si has conseguido ese punto, dale la vuelta al bol, si no caen es que lo has conseguido. Ves incorporando el azúcar en polvo tamizado y ves mezclando con las claras a punto de nieve. Reserva.



Tercero. AÑADE LAS CLARAS A LAS YEMAS y mezcla ayudándote de una cuchara, con movimientos envolventes, hasta que quede todo bien integrado. No hagas movimientos bruscos ni rápidos, ni mezcles con las varillas, queremos mantener el aire que hemos introducido al montar por separado las yemas y las claras, este aire ayuda a dar suavidad al bizcocho. Engrasa con mantequilla y enharina un molde , tira la harina sobrante, rellena con la masa y hornea a una temperatura de 170 grados centigrados durante unos 30 o 35 minutos,aproximadamente.



Cuarto. Una vez horneado, deja enfriar, saca del horno, desmolda y espolvorea con azúcar glas (en polvo). Como lleva muy poca fécula y mucho aire incorporado es un bizcocho muy sensible. y más difícil de conseguir su firmeza. Hice dos , en las imágenes puedes ver como uno me quedo más firme que otro, eso si, igual de buenos y suaves. Al segundo le añadí 25 gramos de harina de trigo de pastelería.





OTRAS SUGERENCIAS.

  • También puedes añadir (como hice yo en esta otra versión) unos 25 gramos de harina de trigo de pastelería, te quedará un poco más consistente. Esta vez lo comimos regado de chocolate deshecho y acompañado de una nube de crema pastelera hecha con azúcar moreno.

  • Si quieres puedes colocarlo en moldes para magdalena, también quedan muy bonitos.


¡¡¡Buen provecho!!!




Comentarios

  1. Yo lo degustaría en su primera versión, sin harina, a pellizcos, que es como más rico debe estar y diferente a un bizcocho tradicional. Me gustaría probarlo porque lo veo goloso al máximo.
    Nos vemos en septiembre, disfruta de un buen agosto.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Peazo bizcocho 🤩con un cachin🤏ya me conformaria😋besinos

    ResponderEliminar
  3. Holaaaa....me vengo a por un cachillo...que ricura de pa de pessic....yo a veces lo e traido de alguna pasteleria de Vic...está rico desde luego, pero como el que hacemos casero como el tuyo....jaaaa....para quitarse el sombrero!!!
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  4. A pellezquitos y súper esponjoso que bien pinta :-)))

    ResponderEliminar
  5. Me encanta el Pa de Pessic, recuerdo que de pequeña cuando íbamos a Puigcerda en tren , cuando empezaba a parar la locomotora en la estación de Vic, nos decían a los niños: "¿Y en Viiiccc??, todo contestábamos a gritos muy emocionados : "Pa de Pessic", alguno de los mayores bajaba corriendo y nos compraba unos Panes de Pesic individuales . ¡Qué recuerdos!, me quedo con tu receta y la haré cuando regrese a Bcn pues me temo que aquí no encontraría la fécula. Gracias por traerme ese recuerdo y un beso

    ResponderEliminar
  6. Habra que probar tiene excelente pinta.

    Saludos

    Olguis.

    ResponderEliminar
  7. Querida Mj, no sigas compartiendo estas maravillas, que a este paso no desconectaré del blog en todo lo que me queda de verano, jajaja..., es imposible viendo lo que estoy viendo, además, qué mejor que pasar las vacaciones disfrutando de las cosas que me gustan, y una de las más importantes para mí, es venir a tu cocina, de dónde nunca me voy a disgusto, al contrario, siempre me llevo muy buenos momentos.
    Conocía este bizcocho por otros blogs, pero nunca lo había visto tan fácil y detallado como tú lo has explicado, además con todo lujo de explicaciones que para las que no somos muy reposteras, nos vienen de perlas.
    A mi Carmen le encantará tu receta, es intolerante al gluten y siempre anda buscando alternativas. Por cierto la harina de arroz, aquí la encuentras con facilidad en Mercadona o Dia, también en grandes hipermercados así que por eso no tendre que preocuparme, a menos que a todo el que lea esto le de por arrasar con ella, como con la levadura durante el confinamiento, jajaja...
    Besitos, que pases un un día.

    ResponderEliminar
  8. ¡¡Hola Mj!! Ohh, con lo que me gustan los bizcochos, ¡se ve de lo más tierno! Una delicia, además, es que soy muy bizcochera, yo me lo tomo sin nada, hasta sólo con agua, disfrutando de cada bocado. Y qué grandote queda, ¡me encanta! En versión magdalena también es estupendo. Ya ves, algo tan sencillo como un bizcocho, puede ser una auténtica maravilla, y es que me maravillan los bizcochos, y más si es tan tentador como el tuyo.
    Bueno, ahora sí, me toca despedirme ya hasta octubre, nos seguiremos viendo por las redes sociales, aunque Facebook me da mucha pereza, lo reconozco, nunca me ha gustado esta red social, aunque sé que genera muchas visitas. En fin, intentaré estar algo más por ahí, y más ahora que vas a ser una estupenda moderadora del grupo de nuestra querida Concha. Besitos y feliz verano.

    ResponderEliminar
  9. Que bueno nunca lo he comido pero se ve super esponjoso me encanta besitos

    ResponderEliminar
  10. Hola! ya vengo a darle pellizquitos, qué delicia! Es uno de mis preferidos para tomar en una merienda o desayuno. Me encanta la versión magdalena individual, lo haré así alguna vez :) Grande Josep Lladonosa, buen maestro.
    Muchos besos :) cuidaros mucho.

    ResponderEliminar
  11. Tengp muchas ganas de probarlo, el problema es encontrar la fécula de patata, nunca la encuentro en el supermercado... debe ser una delicia!! Bs.

    ResponderEliminar
  12. Ya te dije cuando lo vi que era maravilloso. Y ahora lo confirmo. Me gustaría hacerlo por eso debo intentar buscar la fécula de patata, es difícil de encontrar. Me empeñaré. Gracias amiga. Un beso muy grande.

    ResponderEliminar
  13. Se ve muy esponjoso, como una nube...espero quevesteis buen. Un beso enorme, querida amiga!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Me encanta recibir tu comentario. Gracias . Saludos.

Entradas populares