PAN CON HARINA DE ESPELTA Y SEMILLAS VARIADAS


Este pan de estilo rústico está elaborado con harina de espelta mezclada con la de fuerza y de repostería.  Está salpicado de semillas variadas, como pipas de girasol, calabaza, sésamo y lino.






INGREDIENTES.

·         300 mililitros de agua embotellada
·         Una cucharadita de café de sal
·     Un sobre de levadura seca especial para pan o 17 gramos de levadura   fresca
·         500 gramos de harina :

                                   *100 de harina de repostería
                                   *200 de harina de espelta
                                   *200 de harina de fuerza


Para espolvorear

Semillas de cultivo ecológico variadas ( pipas de  girasol y calabaza , sésamo,  lino y amapolas)


MODO DE ELABORACIÓN

Si no has hecho nunca pan te diré que solo se requiere de un poco de paciencia en las fases de amasado y reposo de la masa, superado esto, no es tan difícil elaborar un buen pan casero. Con estas cantidades te saldrá un pan redondo grande  , aproximadamente, de 800 gramos.

En esta receta he mezclado tres tipos de harina: la de espelta, la de fuerza y la de repostería. Además, he espolvoreado semillas de diversos tipos para realzar el sabor.

Nota:La harina de espelta dejó de utilizarse volviéndose a recuperar. Podemos decir que es un subtipo del trigo teniendo un elevado porcentaje de proteínas (gluten), casi un 15%. Tiene un ligero sabor dulzón por lo que da un sabor muy rico al pan. La de fuerza también tiene una proporción alta de proteínas, siendo el porcentaje de  12,90 %. La de repostería tiene un porcentaje más bajo de proteínas , de un 10,00% 

En la imagen siguiente tienes los tres tipos de harinas.




PRIMERO. AMASADO. En esta receta el amasado del pan lo haré con un robot de repostería. Para ello pondremos primero los 300 mililitros de agua embotellada en el bol del robot. Añadiremos la cucharada de sal. Pesaremos las harinas y las añadiremos. Incorporaremos la levadura. Solo tienes que echarla en la masa si es seca. Si utilizas la fresca deberás disolverla en un poco de agua tibia y mezclarla con la masa  . 






Nota: la levadura que he puesto es la seca, especial para pan, tiene un aspecto granulado. No confundir con la que se utiliza para los bizcochos. Pero también podéis utilizar la fresca.La ventaja de la seca es que no se estropea con tanta facilidad y dura más en la despensa.

En el robot de cocina se debe poner la pala para amasar( tal como se ve en la imagen) , la velocidad del amasado debe ser lenta-media. El amasado debe durar unos 10 minutos, aproximadamente. Podéis observar como poco a poco se va integrando la harina y el agua hasta que forma una bola limpia.






Una vez ha finalizado el tiempo de amasado retiramos del bol y la amasamos estirando la masa hacia dentro y dando una  forma de bola o redondeada. Luego la colocamos en el bol del robot.



SEGUNDO. REPOSO O LEVADO DE LA MASA

Primer reposo o levado: Una vez hemos puesto la masa en el mismo bol del robot de cocina la  taparemos  con un paño limpio,  así   reposará y doblará su volumen. Aproximadamente ,debe estar una hora y media.

Pasado ese tiempo sacaremos la masa del bol y veremos que ha aumentado de volumen. La amasaremos un poco con las manos para que salga el aire. Luego ,estiraremos la masa hacia dentro y formaremos una bola.




Segundo reposo o levado: Colocaremos la masa encima de una bandeja recubierta con papel de horno, con un cuchillo la marcaremos ( puedes hacer una "x" u otra marca), la taparemos con un paño. Encenderemos el horno  a 50 º C y dejaremos que vuelva a reposar y levar durante otra hora dentro del horno.




Pasado este tiempo veremos que ha aumentado de volumen, pincelaremos con agua el pan y recubriremos de semillas.







TERCERO.HORNEADO DEL PAN. 

Pondremos en una bandeja de horno agua hasta casi llenarla y la colocaremos en la parte más baja del mismo. Encenderemos el horno y lo calentaremos hasta que alcance los 220 grados centígrados . Introduciremos el pan y lo pondremos en una bandeja en la parte intermedia del horno. Deberá cocerse así durante 20 minutos, aprox.

Pasado ese tiempo retiraremos la bandeja con agua del horno y continuaremos con el horneado a 200 grados unos 15 minutos más, aprox. Para saber si el pan está cocido golpearemos la parte inferior, si suena a hueco es que la masa está bien cocida.

Una vez finalizado apagaremos el horno , abriremos la puerta del mismo y dejaremos unos 5 minutos el pan en su interior. 

Luego, retiraremos el pan y colocaremos encima de una rejilla hasta que se enfríe. 

Si sacas el pan directamente del horno y lo colocas encima de una bandeja notará el cambio brusco de temperatura y te quedará blando y no estará crujiente.


Nota: Ponemos agua en el horno para producir vapor, es necesario para hornear el pan. Si tenéis un horno con vapor ya no será necesario.


Os dejo el vídeo de la receta.




¡¡¡Buen provecho!!!


Comentarios

  1. Que pinta mas rica y te felicito por lo bien que lo esplica besitos

    ResponderEliminar
  2. Estupendo,ese pan.......esta semana me he estrenado con la harina de espelta y la verdad es que sale u pan estupendo,el tuyo con esas semillas esta de escándalo¡¡¡
    Besitos¡¡

    ResponderEliminar
  3. El pan tiene pintaza y una miga que ya la quisiéramos para muchas recetas, pero sobre todo para degustarla sola o acompañada, con esa mezcla de harinas debe ser una delicia.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Hola, buenos días, llego a la hora del desayuno :) Qué buen pan te ha quedado y rico, la espelta es de mis preferidos, me encanta :) Besos.

    ResponderEliminar
  5. Un pan con fundamento, viendo tu receta apetece meterse amasar, un beset

    ResponderEliminar
  6. Mj, explicado con todo lujo de detalles, nos pones este pan con esta pinta tan fabulosa y dan ganas de cortarlo a rebanadas, con queso o jamón del bueno, Jajajaja, tiene que ser como tocar el cielo. Besos.

    ResponderEliminar
  7. Te ha quedado excelente. Parece de escaparate jeje

    Besos

    ResponderEliminar
  8. Mi, ya sabes lo “panarra” que soy así que me apunto la receta para hacerla. Me gusta más hacer pan que comerlo. Te ha quedado estupendo.. una cosa, yo a veces también he tenido que usar un bol como ese tuyo de acero, pero tardan menos en levar en plástico y no sé el porqué.
    Muchos besos. Receta guardada en mi inmensa lista de deseo.

    ResponderEliminar
  9. ¡¡Hola Mj!! ¡¡Estupendo pan!! Yo tengo unas cuantas rebanadas de pan casero de espelta congeladas y que me saco de vez en cuando para desayunar, lo combino con otro de pimientos que tengo y me resulta muy rico desayunar con él. El mío es sólo de harina de espelta y es de lo más saciante, aguanto muy bien la mañana gracias a su miga densa. El tuyo, al estar elaborado con otras harinas, tiene que quedar tierno y esponjoso, qué rico. Besitos.

    ResponderEliminar
  10. Amiga tu si que puedes eliminar la primera foto y la del corte, porque ese pan puede herir la sensibilidad del lector, de verlo y no poder matarlo, jaja, aún me estoy riendo con tu comentario jeje
    Espectacular que pan tan rico y que miga más rica, ya sabes que me encanta hacer pan y lo hago muy a menudo así que este tuyo caerá pronto en mi cocina.
    Un besazo preciosa

    ResponderEliminar
  11. Un pan delicioso y muy bien explicado. A mi me encanta hacer pan, aunque no siempre puedo, pero el día que horneo soy feliz !
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Un 10 para esos panecillos, que buena pinta tienen, besos

    ResponderEliminar
  13. Me encanta el pannhecho en casa y éste tuyo tiene un aspecto divino...

    ResponderEliminar
  14. María José, con lo que me gusta una buena rebanada de pan... ese salpicado por encima de semillas variadas lo hace completamente irresistible

    Abrazos y buena semana!!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por participar

Entradas populares